¿A MANO O A MÁQUINA?

¡LOS TRATAMIENTOS MANUALES Y APARATOLOGÍA SON ALIADOS SINÉRGICOS PARA CONSEGUIR LA FIGURA SOÑADA!

Pasaron los meses postnavideños, la primavera reactiva y el verano se aproxima a marcha galopante....

Si la idea te asusta, si no has tenido disciplina y capacidad de sacrificio para ponerte a tono en estos meses, las últimas técnicas estéticas pueden darte un empujón para sentirte mejor.

No existen los milagros pero sí algún truquillo de última hora. Si tienes alrededor de un mes y medio, te ofrecemos soluciones para ponerte en forma, sentirte mejor y relajarte con vista a las vacaciones. Porque el año ha sido duro y no viene mal darse un premio.

Lo ideal para empezar el verano en forma es habérselo propuesto desde febrero, esa es la fecha ideal para empezar a cuidar las comidas, dejar de cometer ciertos excesos y, sobre todo, empezar a hacer un poco de ejercicio, parte fundamental de todo proceso de puesta a punto.

La estética ha avanzado mucho y con presupuesto ajustado y algo de tiempo podemos cuidarnos bastante bien. Es importante no dejarnos durante el año pero si ha sido así, también podemos hacer ciertas cosas para sentirnos mejor y mejorar nuestro aspecto.

Con un amplio catálogo de servicios que van desde los masajes y tratamientos tradicionales (algas, saco sauna...) a técnicas como la radiofrecuenciacavitación, presoterapia... la estética proporciona soluciones no agresivas, cómodas y económicas para solucionar problemas corporales como celulitis, flaccidez o mala circulación.

Es difícil hablar de tratamientos cerrados, en Más Guapa realizamos un diagnóstico para saber el tipo y grado de celulitis, las características de la piel y así poder valorar que tratamientos son los ideales adaptándonos a la necesidad del cliente.

Así, dependiendo del tipo de problema o de la forma en la que reaccione el cuerpo de cada cliente, es posible que se usen varios tratamientos de manera combinada. Los tratamientos requieren un cierto ritmo de sesiones, organizadas mediante dos sesiones semanales en días alternos. Posteriormente pasaríamos a una sesión semanal y acabando con un mantenimiento quincenal. (Siempre dependiendo del caso).

A veces no tenemos tiempo para iniciar un tratamiento largo, a veces se nos echa el tiempo encima y, por alguna razón debemos acudir a un evento o salir de vacaciones. En esos casos podemos hacer pequeñas cosas para relajarnos y mejorar la textura de nuestra piel, como por ejemplo sesiones de presoterapia para mejorar la circulación y la hinchazón de piernas cansadas, peelings corporales para exfoliar nuestra piel de impurezas y lograr una piel uniforme, suave y con una gran luminosidad...

Para más información acerca de nuestros bonos corporales no dudes en visitar la categoría Estética Corporal donde os explicamos detalladamente en que consiste cada sesión, y con que tratamientos y cosmética trabajamos.

Si tienes dudas acércate a nuestro centro de estética situado en Terrassa donde te realizaremos el diagnóstico corporal sin compromiso.